Hace algunas semanas comentábamos sobre algunas de las habilidades comunicativas necesarias para los desarrolladores. Vimos que estas habilidades son útiles a partir del momento en que ellos quieran transmitir conceptos complejos a otras personas. El objetivo es mejorar la colaboración.

Los demás también deben saber comunicar

Sin embargo, no solamente los desarrolladores necesitan mejorar la comunicación en el desarrollo web. Si eres product owner, project manager, cliente, o tienes algún otro rol en el que necesitas trabajar directa y conjuntamente con un desarrollador web, también necesitas trabajar habilidades comunicativas y, sobretodo aprender a comunicar con tu desarrollador web. Por eso, hoy me parece un buen dia para compartir contigo 6 sugerencias, que sin ser exactamente habilidades comunicativas, te ayudarán a comunicar mejor con tu desarrollador web.

Conoce tus requisitos y documéntalo

Es muy común que los impulsores de un proyecto web estén tan centrados en ver su producto desarrollado que muchas veces se olvidan de las necesidades o requisitos del mismo. ¿Te suena?

Saber explicar tus requisitos al desarrollador debe ser el primer paso para el desarrollo efectivo de tu aplicación web, pero para explicarlo a otra persona debes conocer anteriormente tus requisitos. Descripciones como “quiero que mi aplicación web se parezca a Twitter, pero diferente” puede ser vago y confuso para el desarrollador.

Responde a las preguntas del desarrollador

Por eso debes estar preparado para responder a algunas preguntas sobre diferentes escenarios, que te preguntará el desarrollador, o el analista de sistemas. Es cierto que no debes tener todas las respuestas en el momento, pero saber discutir sobre el (tu) proyecto ayudará al desarrollador, y el proyecto tendrá más probabilidades de ser un éxito.

Contestar a las preguntas es positivo, y también debe ser capaz de documentar - sí, la buena documentación importa - sobre los requisitos o necesidades, independientemente de la dificultad (inherente)  que puedas tener.

Cualquier tipo de documentación, preferentemente con bocetos de la UI y diagramas de flujo te ayudarán a ti a explicar e identificar las funcionalidades, y ayudarán al desarrollador a entenderlo técnicamente.

No uses pseudo código

Por otro lado, si no eres tecnólogo, ni programador, no escribas pseudocódigo, pues complicaría la interpretación por parte de tu desarrollador, que tendrá que ‘trabajar’ el doble para entender lo que quieres hacer.

Sé claro y decisivo

En muchos procesos de desarrollos web, el desarrollador es el último “trabajador” en la cadena productiva. Eso hace que muchas veces, el desarrollador sea visto como el culpable de retrasos, malas decisiones, o de cuellos de botella.

Por todo esto, y sobre todo cuando diferentes personas están involucradas en el proyecto, es importante ser claro y decisivo para que las dudas que tenga el desarrollador durante el proceso de desarrollo obtengan una respuesta que no detenga el desarrollo, y además que todas las decisiones hechas en tu nombre, sean “buenas” decisiones. Ser decisivo significa decidir cómo será el producto, asumir la responsabilidad de la decisión inicial y afrontar las consecuencias si algo no sale bien, sin escaquearse.

Imagen ilustrativa de una mala comunicación con un desarrollador

Mantente siempre un paso adelante del desarrollador

Adelantarse al desarrollador no es más que “tener un plan”. Antes de empezar tu desarrollo web debes tener un “plan de desarrollo”.

Este plan te permitirá establecer el orden de implementación de los componentes y características, y si por ejemplo vale la pena o no utilizar el método MoSCoW, hacer un MVP, MMP, o MLP para este desarrollo.

Por eso, debes tener claro qué decisiones deben tomarse antes de la implementación.  Es buena idea tener preparados datos y contenidos de test y tener, por lo menos organizados, los contenidos de producción, diseño (estructura básica preparada para cuando sea necesaria), imágenes, vídeos, etc...

Fija plazos (deadlines) realistas y evita cambios en el alcance

Un desarrollador necesita tener un plazo acordado para poder trabajar mejor. Para que el deadline sea realista - esto causa un poco de controversia porque los desarrolladores muchas veces tienen dificultades en fijar plazos realistas - es el desarrollador quien debe establecer los plazos, o por lo menos alguien en tu equipo que entienda de las dificultades técnicas de tu nuevo producto, aplicación o sistema. Fallar en este punto, estableciendo plazos poco realista puede resultar en errores “imposibles” de solucionar dentro de la fase estipulada.

Al mismo tiempo, evita cambios en el alcance si no quieres poner en riesgo los plazos. A no ser que el desarrollador haya tenido algún problema, - lo veremos en el siguiente punto - ¡no cambies el alcance!

Si durante el desarrollo has visto que la competencia tiene una funcionalidad que te gustaría tener no hay problema, la puedes implementar o en otra versión de tu sitio web, o en otra fase del MoSCoW. Puedes implementarlo más tarde. Intentar integrar esta funcionalidad cambiado el scope del proyecto es una forma de despistar el desarrollador de las tareas acordadas.

Altera el calendario cuando sea necesario

Una forma de saber comunicar con tu desarrollador es entenderle, y entender que el desarrollo de determinadas aplicaciones web puede ser complejo, y que por el camino siempre encontrará algún problema que, juntamente con el tiempo estimado para desarrollar la aplicación, te obligarán a cambiar el alcance del proyecto. Esto te obligará cambiar el calendario y no debes tener miedo, ni transmitir este miedo, falta de confianza, o inseguridad al desarrollador. ¡Altera el calendario!

Involúcrate y sigue comunicando

He visto a muchos managers desinteresándose de sus propios proyectos porque ya no son un juguete nuevo, o por retrasos en el time-to-market, y expresarlo a sus desarrolladores sin pensar en las consecuencias emocionales.

Si ya no estás entusiasmado, recuerda que es muy probable que los demás aun lo estén porque tu producto es su bebé ahora. Por eso debes involucrarte, comunicar con tu desarrollador de forma regular, y preguntar cómo van las cosas.

Eso sí, debes evitar molestarle, pues tu proyecto no se acabará más rápido si preguntas cada 30 minutos si ya ha acabado. ¡Utiliza la comunicación para permitir que tu desarrollador haga su trabajo!

Conclusión

Las sugerencias referidas en este artículo son solamente algunas de las que debes tener en cuenta si quieres comunicar, o crear un entorno sano y relación sana, con buena comunicación con tu desarrollador web o desarrollador de aplicaciones en general.

Sobre todo, no asumas nada. No es cierto que desarrollar un nuevo buscador “sólo tomará unas horas”, si crees que sí, antes de poner al desarrollador en una situación de aprieto, ¡vuelve al punto uno de este artículo!

Existen muchos otros consejos y sugerencias sobre cómo comunicar con tu desarrollador. ¿Puedes compartir tu experiencia en los comentarios?

Foto: Joseph Mucira  from Pixabay

Fuentes: